30 de noviembre de 2010

Mi Buenos Aires... querido?

Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Tenemos una relación extraña.
Comencé odiándola, pero muchos años más tarde, a fuerza de salir de joda allá y conocer gente copada, me terminé amigando con ella.

Tiene de todo; lo que quieras, cuando quieras, del modo que lo prefieras. Tiene lugares realmente lindos e interesantes. Y no puedo negar que muchos de mis mejores momentos de estos últimos años los pasé por allá. Ojo, muchos de los peores también, pero no por culpa de la ciudad...

Tiene shoppings, tiene Starbucks, tiene muchos más zapatos que La Plata :P , tiene el Planetario, tiene recitales (menos U2, BABOSOS!). Tiene también mucha gente a la que quiero un montón. Y ahora, la muy zorra hasta tiene a mi hermana! Así que, all in all, últimamente veníamos más que bien con "Capi".

Hasta hoy. Hoy, fui como Homero en New York. Hoy no nos llevamos bien.

Todo comenzó cuando arribé a la citada ciudad hoy a eso de las 17. Calor húmedo y promesa de una tormenta de la hostia (que yo, ingenuamente, pensé que iba a aguantar hasta la noche). El plan era simple: ir al Alto Palermo a hacer una compra, luego ir a buscar a Ana al trabajo para llevarle unas cosas que se olvidó en casa, tal vez una rápida merienda @Starbucks y vuelta a casita.

Pero lo que REALMENTE sucedió fue lo siguiente:
después de un breve pero sofocante viaje en subte, llegué al Alto. Compré lo que había ido a buscar y dije, por qué no una pasadita por Paruolo? El resultado de esa pasadita fue un supremo mal humor, al ver que los zapatos que amo desde hace tiempo (y estaba dispuesta a comprar hoy) habían aumentado de unos nada despreciables $590 (en eft) a... $749!! Pero les chifla el orto, gente?
Ok, no shoes, mejor voy a buscar a Anis antes de que se largue a llover... "pero ya llueve, y como la puta madre", me dijo ella por teléfono. Y ahora? Espero un taxi 1 hora y gasto una fortuna en él? Me tomo el subte, camino 8 cuadras y me empapo?
Me terminé tomando el subte en el Alto (para lo cual no tuve que salir a la calle) y quedé con Ana en encontrarnos en la estación Tribunales, para que yo le diera las cosas, ella se fuera a su casa, y yo siguiera en subte, con combinaciones y demases, y llegara a Retiro.
Mientras la esperaba, un desagradable se me sentó al lado, pegado, casi se me sienta encima! Lo miré con mi mejor cara de asesina serial, pidió disculpas y se corrió, para luego empezar a murmurar en voz baja lo bien que se veían mis pies en sandalias, y otras guarradas que mejor no reproduzco.
Llegó Ana, como si acabara de salir de un Wet T-Shirt contest, le di las cosas y me tomé el subte nuevamente, luego combiné con la línea C (la línea C es muy fea, por si no lo saben) y llegué a Retiro.
Por suerte ya no llovía, pero aún así, strappy sandals de 9 cm de taco stiletto y el piso mojado y mugriento de Retiro no son la mejor combinación. Y pisar una baldosa floja tampoco es la mejor idea...
En fin, tomé el micro y llegué a casa... luego de 2 hs y media de viaje, parte del cual pasé sentada al lado de un pibe que se bañó por última vez allá por 1994.

Mejor me voy a bañar...

2 comentarios:

  1. Hola, te cuento que me divertí mucho con tu post. Encima, de casualidad son las casi cuatro de la tarde de hoy domingo 12/10 y en canal 11 están pasando el capítulo de los Simpson en el que van a NYC, Ja! más justo, imposible... Yo nací en Capital, me crié en Avellaneda hasta los 24 años momento en que nos vinimos con mi familia a La Plata en 2002. Amo esta ciudad y tu odisea me hizo recordar cosas que por suerte había olvidado de Bs. As. No extraño para nada... Y del subte ya casi ni me acuerdo (viajé pocas veces) Bueno, te dejo un cariño grande y como siempre digo: soy porteña de nacimiento, platense por elección...

    ResponderEliminar
  2. Hola Chachi, gracias por tu comentario... yo soy platense de nacimiento, y en ningún lugar me siento tan cómoda como acá... excepto tal vez Rosario.
    Con Capital tengo una relación amor odio jaja! Creo que es un lugar al que nunca podría acostumbrarme a vivir... muy distinto ritmo, y no es de mis ciudades favoritas.
    Pero por una cosa u otra (y más ahora que mi hermana se mudó allá) termino yendo seguido!
    Saludos :)

    ResponderEliminar

Speak now, or forever hold your peace...