25 de enero de 2012

I'm not obsessed with shoes!

Hace unos días leí en Your next shoes (sí, uno más de los blogs sobre zapatos que sigo) un post titulado "30 signs you are obsessed with shoes".

Para refutar a quienes me acusan de ser una shoeaholic (e, incluso, me regalan remeras con estampas que lo proclaman), acá van los 30 signos, junto con una aclaración de los que son bastante verídicos en mi caso, y de los que son too much, incluso para mí...(van en inglés, no tengo ni ganas de ponerme a traducir; en algún momento editaré el post con la traducción, pero asumo que todos hablamos inglés suficiente para entenderlo :P)

1. You are part of a shoe appreciate community such as, well, Your Next Shoes. 
Sí. Y de muchas otras shoe communities, de hecho.

2. Your other words for shoes are “crack”, “drugs”, “true loves” or “stress relievers”.
No, esto ya es demasiado... los zapatos, aunque ampliamente apreciados por mí, siguen siendo zapatos.

3. Your boyfriend or husband complains about shoes filling up majority of your Facebook wall.
No tengo novio ni marido, pero he recibido alguna que otra queja del estilo "te lo pasás posteando zapatos!". A lo cual, mi respuesta fue "Hay un útil botoncito de UNFRIEND en Facebook, sentite libre de usarlo cuando te venga en gana."

4. You have a “shoe” category in your budget. Not “clothing or clothing/shoes/accessories”. Just “shoes”.
No. Y raro como pueda parecer para una persona obse como yo, y arriba de eso, contadora, no hago presupuestos.

5. You buy clothes based on the shoes that you already have.
Sí. Y planeo qué ponerme empezando por los zapatos que tengo ganas de usar. La ropa tendrá que adaptarse a ellos.

6. You have owned or do own ALL the available colors of a certain shoe style.
No, no me gusta mucho repetir zapatos; en alguna ocasión he comprado un par de chatitas en dos colores, pero eso es porque a las chatitas nadie les da bola. O yo no lo hago xD

7. You keep the box of every single pair you buy.
Obviamente. Es imposible apilarlos en el placard de otra manera, y todavía no tengo un shoe room!

8. You remember every single one of your shoe purchases.
No, no las compras. Pero puedo nombrar sin dudar todos los pares que tengo en este momento.

9. It pains you to have to throw or give away a pair from your shoe collection.
Sí. De hecho, hay un par de botas que no pude, NO PUDE tirar ni regalar, aunque ya no están usables. Las archivé en su caja. Demasiados buenos recuerdos...

10. You know that how you organize your shoe closet is as important as the shoes themselves.
No. Nada es as important as the shoes themselves xD

11. You have lined up or camped out for shoes or a shoe sale.
No, eso ya me parece un signo de insanía mental...

12. You have lost sleep and/or felt regret over not buying a pair of shoes when you had the chance.
No tanto como "perder el sueño", pero pasarme un día pensando "tendría que haberlos comprado!" me ha pasado alguna que otra vez (aunque no mucho, porque cuando tengo la chance de comprar un par que me gusta... lo compro!)

13. You have lost sleep because you were up admiring a new shoe purchase all night.
No, y chaleco de fuerza para quien lo haga, por favor...

14. Your remedy to a bad day or a foul mood is to go shoe shopping.
Es una buena terapia, para qué negarlo.

15. Shoe shopping is scheduled into your monthly, weekly or even daily routine.
No. Supongo que eso sólo está reservado a Paris Hilton. Y, honestamente... daily?

16. You remember a person by the shoes he or she was wearing.
Mmmsí, por lo general sí. Y es una de las primeras cosas en las que me fijo, invariablemente.

17. You mark important events in your life such as starting a new job, reaching your targeted weight or birthdays by buying a commemorative pair of shoes.
No. Compro zapatos cuando tengo ganas (y plata :P) y luego les busco la ocasión para estrenarlos.

18. You have developed a way of walking that doesn’t crease a new pair of shoes.
No, y creo que es imposible, sobre todo si una quiere caminar con gracia.

19. You have shoes you haven’t worn in years not because you don’t like them but because they’re buried deep within your massive shoe collection.
No. Mi colección tampoco es massive, y además, como ya dije, recuerdo todos los pares que tengo.

20. Your shoes must be included in every picture taken of you. Better yet, there should be a solo close-up shot of your shoes.
Jajaja absolutamente! Cada vez que alguien me va a sacar una foto, le grito "no me cortes los pies!"

21. You gave your own dog the cold treatment after it chewed up a pair of your shoes.
No tengo perro, y a Luca nunca se le dio por agarrar un par de zapatos. Pero tampoco maltrataría a un animal, o lo culparía, por masticarse un par de zapatos. Es responsabilidad del humano guardarlos en un lugar inaccesible para la mascota (y sí, Carrie me pareció una pelotuda cuando culpó a Pete por masticarse uno de los zapatos que ella había dejado en el piso ¬¬)

22. You’ve tracked down and emailed a celebrity’s stylist just to find out the shoes that was spotted on that celebrity’s feet.
No. Creepy.

23. You’ve stopped a stranger on the street just to ask where she got the shoes she’s wearing.
No. Normalmente, si me gustan, sé dónde conseguirlos. Y auqnque no lo supiera, quedaría bastante mal parar a alguien en la calle para preguntarle dónde compró sus zapatos...

24. You seriously considered a poker playing career after reading our article on Beth Shak.
No tengo idea de quién es Beth Shak, ni ganas de googlearla.

25. You know Beth Shak as a Louboutin lover and not as a poker player.
Idem ant.

26. You have some type of display case for your special pairs. If not, you think installing one is a good idea.
No. El "Lulaina's Museum of Shoes" no está en mis planes.

27. You have shoes as your wallpaper.
Ocasionalmente :P

28. You have bought and kept beautiful shoes even if they don’t fit.
Jamás. La tristeza de verlos y no poder usarlos sería terrible (?). Además de la pelotudez que implica comprar algo que sabés que no te queda!

29. You have shoe-related dreams.
No. Pero un sueño muy recurrente es que tengo que salir, o salgo, y estoy descalza o en pantuflas! (horror)

30. You believe that Cinderella’s stepsisters were not after Prince Charming – they were really after the glass slipper.
No, pero bien podríamos decir que Cenicienta se levantó al Príncipe gracias los zapatos :P

8 sobre 30, nada más. Me exime completamente de la categoría de "obsesionada". Al menos, según la gente de Your next shoes.

24 de enero de 2012

Covers

Hablemos hoy (más bien, hoy voy a monologar sobre) los covers que hacen algunos músicos de temas de otros músicos, con resultados variados; y de los que, en mi opinión, serían versiones de puta madre, pero aún no se han avivado de hacerlas.

Acá van las categorías, con los primeros ejemplos que se me vienen a la mente (ejemplos completamente subjetivos, capaz que a alguien un cover le parece sublime, y a otra persona, una herejía)

1. Covers olvidables
Y sí, algunos covers apestan. Uno los escucha y no puede dejar de pensar "Qué hij@s de puta, cómo masacraron esa canción!" Por ejemplo, "Sweet child o' mine" por Sheryl Crow (originalmente, de Guns n' Roses), "What about now" por Westlife (originalmente, de Chris Daughtry), "Satisfaction" por Britney Spears (originalmente de The Rolling Stones) o "Knockin' on heavens doors" por Avril Lavigne (originalmente, de Bob Dylan). Lame.

2. Covers bien hechos, aunque no superan al original
Bueno, qué sé yo si están bien hechos, musicalmente hablando. A mí me gustan. Así tenemos a Nirvana, con su versión (unplugged) de "The man who sold the world" (originalmente, de David Bowie), a Velvet Revolver con "Money" (originalmente, de Pink Floyd) y a Depeche Mode con "So cruel" (originalmente, de U2). Uno controvertido es el cover que hizo Fergie, para el último disco de Slash, de "Paradise city" (originalmente, de Guns n' Roses). Digo controvertido porque a mi hermano no le gusta y a mí sí, no sé si ha sido motivo de controversias en otro ámbito :P

3. Covers que superan al original
Repito aquí la aclaración de que los ejemplos son SUBJETIVOS. En otras palabras, es mi blog, y completo las categorías con los covers que a mi me gustan y no me gustan xD
Guns n' Roses hizo dos covers que me gustan mucho más que las versiones originales: "Knockin' on heavens doors" (Bob Dylan) y "Live and let die" (Paul McCartney); También me gusta más la versión que hizo Eddie Vedder del tema de The Beatles "You've got to hide your love away", y la que hizo Pearl Jam de "Last Kiss" (no me acuerdo de quién es el original, pero es del año del pedo).

Bonus (?): covers que me gustaría escuchar

"Cream" de Prince, por Lenny Kravitz
pese a la basura musical que viene haciendo Leonard últimamente, al punto de desear que deje la música y se dedique al modelaje, de sólo imaginármelo cantar (con esa voz cachonda que sabe poner) "You got the horn so why don't you blow it" ♪♫ entro en combustión espontánea!

"Take it back" de Pink Floyd, por U2
hay algo en las guitarras de ese tema que me recuerda a las de The Edge (creo incluso, y perdoname Gordo de mi alma*, que hasta las podría mejorar); y estoy segura de que la voz rasposa de Bono no tendría ningún problema con las lyrics. 

"You are", de Pearl Jam, por Depeche Mode
cantada por Dave Gahan, pero con los coritos de "youuu are, youuu are" de Martin Gore.


Qué otros covers se les vienen a la mente, y en qué categoría los ubicarían?


* Con "Gordo de mi alma" me refiero a Gilmour, conste.

9 de enero de 2012

Canción ochentosa y breve reflexión de domingo a la noche




He aquí a Robin Beck y su canción "First time"; fue hit de los '80s, aunque originalmente grabada para una publicidad de Coca Cola (vamos, no se hagan los pendejos, todos se acuerdan de esa propaganda!!).

Hoy la estaba escuchando nuevamente (cada tanto me agarra el ataque ochentoso); y prestando atención a la letra, lo primero que pensé fue: cheesy! Qué letra cursi ochentosa...

Pero después me dio un poco de nostalgia... nostalgia de la primera vez que sentí las cosas que dice la canción... y más atrás en el tiempo, nostalgia de cuando sólo me imaginaba qué se sentiría, y esperando que llegara "el momento". En definitiva, nostalgia de una época en la que no era tan cínica, tan descreída de las cosas, tan precavida, tan racional. Más inocente. Menos damaged.

Una época en la que "qué cheesy, qué cursi" no era lo primero que se me cruzaba por la cabeza al escuchar letras del estilo (y vaya si hay letras cheesy de los 80s!)

No sé si a todas las personas les pasa esto; si, más allá de las experiencias personales, uno va perdiendo ese "algo" a medida que pasan los años.

No sé cómo rematar este post. Pueden dejar sus opiniones en la sección comentarios, si gustan.

8 de enero de 2012

Good things (shoes) come to those who wait

Hace un año, en este post de tintes semi malvados, lloriqueaba porque me había enamorado de un par de sandalias de Via Uno que no pude conseguir; las había visto en la web de la marca, pero nunca habían traído ese modelo a Argentina. Eran estas de color verde, "inspiradas" en las Davisa de Guess:

Pues... a que no saben qué? Las conseguí!!!


Y no sólo que las conseguí, sino que fue probablemente el mejor deal en zapatos EVER. El jueves pasado, un día antes de irme a Rosario a pasar año nuevo, fui a Buenos Aires City, para quedarme a dormir en lo de mi hermana, ya que el micro salía a la mañana del viernes.

Ya que estaba (el vieeeejo truco), pasé por el local de Via Uno de Florida, a comprarme un par, regalo de Navidad de #madre; y luego me fui para el outlet en Aguirre, porque había, según me informó el Facebook de esta gente, "Feria loca de precios" o algo así. 

Fui sin muchas expectativas, ya que calzando 37, conseguir algo en una liquidación del estilo es prácticamente imposible. Pero no sólo conseguí (dos pares más :P), sino que ahí estaban, esperándome en mi número, y yo no lo podía creer. Y cuando vi el precio, creí que me había muerto e ido al cielo de los zapatitos: $149 (acá es donde merezco una felicitación de Solcito Recesionista). Cuero. 11 cm de taco. Hermosas. Mías finally, y por dos mangos, al igual que el otro par que me compré.

También estaban en color arena y en un azul medio oscuro/opaco que era una belleza, pero ya no me daba para comprarme 4 o 5 pares de sandalias en un día. Ahora obviamente me arrepiento de no haberlo hecho :P

En fin, quería compartir mi inmensa alegría ante este inesperado hallazgo con ustedes, que saben lo ROMPEBOLAS que puedo llegar a ser cuando quiero algo que no consigo xD

(En caso de que tengan curiosidad por los otros dos pares que me compré, acá están http://tinypic.com/r/rjqpdy/5 (regalo de #madre) y http://tinypic.com/r/2u6mosx/5 (las otras del outlet). Pero, como siempre, fue primicia en Show me yor shoes, el blog del que hago uso y abuso y que, este mes, está de cumpleaños. Igual que yo.)

7 de enero de 2012

Año Nuevo@Rosario City!

Como ya les había adelantado en exclusiva (?), me fui a Rosario a pasar fin de año/año nuevo, con mi hermana Anis y mi amiga Jims. Así que voy a inaugurar los posts de este año con el relato del mini viajecito.

Salimos el viernes 30/12 a las 10:30 am, y llegamos a Rosario 4 hs más tarde; después de dejar bolsos y demás en el Bed&Breakfast en donde nos quedábamos, nos fuimos a almorzar (a las 4 pm :P) a Rock & Fellers, uno de mis lugares favoritos de Rosario.



En las fotos se ve una pequeñísima parte de la decoración, que está excelente. Ana se quiso sacar fotos en varias de las sillas, y no encontraba la de Bono; hasta que un flaco que estaba sentado le dijo "Acá está Bono", y yo me tenté mal, porque lo interpreté de la manera más guaranga posible, pero no, justo estaba sentado en la silla de Bono, y la donó para la sesión de fotos.

Después de acometer unos platos violentos, nos fuimos a caminar por Bvd. Oroño, y luego por Córdoba, hasta el río, haciendo una parada estratégica en el Monumento a la Bandera.
Mientras caminábamos, tenían lugar diálogos tan coherentes como el que sigue:
Lu (siempre planteando problemas existenciales)_"El broche no me agarra bien el pelo, se me patina!"
Jime (siempre tan dulce)_"Jodete!"
Anis (siempre... siempre tan Anis)_"Sí, hacete un rodete!"


A la noche, la idea era salir a tomar algo por ahí, pero... no estábamos muy activas que digamos...


Al día siguiente, después del desayuno (lo que son los desayunos de ese lugar, my god!) y de una siestita espontánea, las chicas se fueron al Parque Independencia a caminar, andar en bici-botes y demás. Yo, dado el calor infame que hacía, y haciendo gala de mi eterna vagancia, me fui a la terraza, que tiene un solarium y mini pileta, y me pasé la tarde ahí, descansando (sí, descansando aún más. Nunca es suficiente!)

Luego nos preparamos para ir a la cena/fiesta, teníamos reserva en el hotel Plaza Real. Pero (oh sorpresa), a la hora de salir, no se conseguía un taxi ni en figuritas... caminamos hasta Bvd. Oroño (unas 6 cuadras) para ver si pasaba alguno por ahí, pero nada. Así que luego de consultar Google Maps (cómo se vivía antes de los smarth phones??), y de ver que sólo nos separaban del lugar unas 10 cuadras más, nos fuimos caminando. Sí, con los brillos, los vestidos y los tacos (debo decir que, a diferencia de la situación en La Plata y Bs As, las veredas en Rosario están maravillosas, y es perfectamente posible caminar 16 cuadras con tacos de 10 cm sin sufrir accidentes ni torceduras. Ves Rosario, por eso te amo tanto.)

La fiesta estuvo excelente, comimos, bailamos y bebimos todo lo que se nos antojó, pero la mejor parte fue, unos instantes antes del año nuevo... el countdown! Sí, cual película: "cinco, cuatro, tres, dos, uno, FELIZ AÑO NUEVO!!" Prrrr y papelitos de colores :)

Nosotras, minutos después de las 00.00 del 01.01.2012, todavía manteniendo el decoro...

... y el decoro se fue con el 2011!

La fiesta terminó alrededor de las 4:30 y volvimos a nuestro B&B. En taxi.

Al otro día nos levantamos para desayunar, y porque supuestamente teníamos que dejar la habitación a la 1 pm (lo cual no estaba muy bueno, porque el micro de vuelta salía a las 8:45 pm!); pero Mónica, la dueña del B&B y una de las personas más copadas de Rosario, nos dijo que no era necesario que nos fuéramos, que durmiéramos más y descansáramos hasta la hora que quisiéramos. Idola. Así que nos pegamos una terrible siesta, y a eso de las 6 nos fuimos de nuevo a Rock & Fellers para una merienda, y un breve paseito hasta el río.

De ahí a buscar los bolsos, tomar el micro, y así se terminó nuestro finde de festejo en mi amada ciudad santafesina.

HAPPY NEW YEAR! 
Bienvenido 2012