10 de abril de 2013

Linda otra vez?


Es de público conocimiento la grave inundación que sufrió la ciudad de La Plata la semana pasada.

En cuestión de horas empezaron a circular fotos de la ciudad por Facebook, con textos dudosamente emotivos (que incluían la palabra "desbastada" en vez de "devastada"), y con frases sobreimpresas que rezaban, por ejemplo "Arriba La Plata, quiero verte linda otra vez!"

Soy platense, born & raised, así que puedo hablar con propiedad: la ciudad no estaba linda desde antes de la inundación.

La Plata es una ciudad linda, en la teoría y en el recuerdo, y aún en algunas de sus zonas, pero está muy descuidada y venida a menos. Y digo esto con todo el dolor del alma, porque amo a mi ciudad, pero lo cierto es que no está en su mejor época. 

Sí, parte de la culpa se la podemos echar al intendente y a la Municipalidad, que no hacen las obras necesarias para mantener a La Plata en buen estado. Y no estoy hablando de grandes obras de infraestructura, que tal vez correspondería coordinar con la Provincia, sino de cosas tan simples como arreglar veredas y calles, por empezar. Al margen de que muchas cosas que sí hicieron afearon aún más el paisaje: a qué hijo de puta se le ocurrió poner esos juegos horripilantes de plástico en Plaza Moreno? Además de que, por cada boludez que ponen, te plantan un cartel gigante contándote que la maravillosa gestión que llevan a cabo permitió poner un nuevo banco en el Parque X.

Pero parte (y una parte importante) de la culpa de que la ciudad esté, en general, fea y descuidada, es de la gente. 

La gente es sucia, no cuida ni valora las cosas que tiene la ciudad. Tira basura en el piso, aún teniendo un cesto a dos metros. Pintarrajea con aerosol bancos y monumentos en las plazas y parques, faroles y hasta el piso de los boulevards de las avenidas 51 y 53. Ni hablemos de las paredes.

Esto no se puede justificar con que "es gente así, sin recursos ni educación", porque el otro día en el micro, una señorita con mucho aire de chica bien tiró un helado a medio terminar por la ventanilla, directo a la vereda de la parada. La gran mayoría de la gente que veo en la calle es así. They don't give a shit.

El Zoo de la ciudad da pena, el Parque Saavedra está súper descuidado, la glorieta de la plaza San Martín toda sucia y descascarada... al Bosque hace años que no voy, y honestamente, tengo miedo de ir y encontrarlo arruinado también. Y así podría seguir y seguir.

Y ni me hagan empezar a hablar de la gente de mierda fanática del fútbol platense, Gimnasia y Estudiantes, que se la pasa pintando paredes y todo lo que tienen a su alcance con los colores de su equipo y, que en una ocasión, dejaron arruinado el Pasaje Dardo Rocha. Uno de los edificios más emblemáticos y lindos de la ciudad, arruinado porque una manga de muertos salió campeón o no, dejémonos de joder...

Así que, y esto va para los platenses, si queremos ver linda a nuestra ciudad, más vale que la empecemos a cuidar nosotros, y a tratarla con el respeto que se merece todos los días, no sólo cuando es tapa de los diarios por una catástrofe.

1 comentario:

  1. CARAJO MIERDA!

    esto es válido para todos lados, lamentablemente :(

    ResponderEliminar

Speak now, or forever hold your peace...