17 de abril de 2014

Mudanza, día 1

Este 30 de junio se cumpliría el plazo del primer contrato de alquiler en mi depto, más conocido como El Cuartelito. Pero no llegaré a terminarlo: justo se dio que mi vecino de arriba se fue de su depto, y yo me contacté con el dueño, y le consulté si lo iba a alquilar, porque ya me veía venir una catarata de gastos de renovación de contrato, honorarios de inmobiliaria y demás, sumados al aumento un tanto ridículo que me proponían. Que me imponían, más bien.

El depto es exactamente igual al que estoy ocupando ahora, sólo que un piso más arriba; el precio del alquiler me cierra muy bien, y además me saco de encima a la inmobiliaria, porque se lo alquilo directamente al dueño, sin intermediarios #WIN. Así que ayer me dieron la llave, y hoy subí a hacer un reconocimiento del terreno (?) y limpieza general preliminar. O eso planeaba. 

Dios mío, mi vecino tenía de mascota a Godzilla; si no, no se explica LA MUGRE.

Todos saben que yo soy un poco obse con el tema de la limpieza, pero les juro que lo que vi hoy asombraría al más dejado. Y teniendo en cuenta que ya le habían dado una repasada, antes de pintar, no quiero imaginarme lo que era cuando recién se desocupó.

Subí a eso de las 3 de la tarde, provista de una cantidad industrial de productos de limpieza, trapos, insecticidas, escobillón, palita, aspiradora y guantes Mapa (fundamentales). Al cabo de casi tres horas y un litro de lavandina, sólo había logrado limpiar satisfactoriamente la cocina (el artefacto, no el ambiente), los cajones, alacena y bajomesada. Estamos hablando de 2 mts cuadrados, como mucho. En tres horas. 

Como tenía la puerta abierta para que corriera el aire (porque el anterior ocupante fumaba, y fumaba mucho, y había un olor indefinido en el aire...), mis nuevos vecinos de piso pasaron a curiosear: Maribel y Roberto, un matrimonio de unos 65/70 años, que me dieron una pila de consejos, desde qué productos de limpieza me convenían más para una total desinfección hasta cómo tratar con la gente de la administración del edificio. La señora vio mi aspiradora de mano y le gustó tanto que me dijo que me la iba a pedir prestada (?). Son dos genios xD

Agotada, barrí un poco y me retiré a planear la estrategia para mañana, que básicamente consistirá en limpiar todo el puto día, desde la mañana bien temprano, y tratar de no intoxicarme con cloro.

Continuará...

3 comentarios:

  1. Ufaaaa yo queria!! Queria ayudarte a limpiar descontroladamente !
    Dejame algo para miiiiii

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te juro que lo pensé mientras fregaba la mesada con virulana: "Acá me falta Mónica!" xD

      Eliminar
  2. uh lo que te ahorraste en comisiones pagale a alguien que te ayude un poco! que horror

    podrias haber cambiado los artefactos de la cocina con los de tu depto en vez de limpiarlos :P

    ResponderEliminar

Speak now, or forever hold your peace...