6 de octubre de 2014

De excursión en mi ciudad II

Mientras sigo dando vueltas para escribir los posts de mis últimas vacaciones (nada menos que en Paris!), les muestro mi segunda salida de excursión por La Plata, algo que debería hacer más seguido. Si bien no es una ciudad WOW QUÉ GRANDE, tiene varias cosas para ver. Aunque, sigo insistiendo, le falta cuidado. De las autoridades, en las cosas más grandes o estructurales; pero también de la gente, en el cuidado y limpieza cotidianos. En fin, no me hagan hablar de esto que me enojo (?)

Así que el fin de semana pasado salí, zapatillas, mochila y cámara listas, sin mucha idea de a dónde iba a ir.

Como siempre, casi sin pensarlo, tomé la Av. 53, que es una de mis favoritas, porque tiene un boulevard por donde se puede caminar (al igual que la Av. 51, pero por algún motivo, la 53 me gusta más). Se ve que hace poco estuvieron pintando los faroles y pimpeándola un poco, porque está más linda.



La Catedral, vista desde 15 y 53. Vaya uno a saber por qué, la están enrejando.

Crucé Plaza Moreno, sin parar en la Catedral (que fue objeto de mi último post de este estilo); en cambio, encaré para el Palacio Municipal, que está justo enfrente.

La Primavera. Pertenece al conjunto escultórico "Las cuatro estaciones" que hay en Plaza Moreno.

La Muni.


Hasta ese día, sólo había entrado dos veces al Palacio Municipal, que yo recuerde: la primera fue cuando cumplí los 15, porque se estilaba ir a sacarse fotos ahí antes de ir para la fiesta. La segunda fue por error; tenía que ir a la Torre 1, pero me dijeron "andá a la Municipalidad". Como yo no sabía que en las Torres funcionaban dependencias municipales, fui a la única Municipalidad que conocía. Y sí, claro, todo el mundo se rió de mí, como corresponde.

Pero ese día me acerqué, y había una persona en la puerta. Le pregunté si se podía entrar, y me dijo "Mmmnosé, sí, bah, hay una reunión adentro, no hay nadie más..." Seguramente lo agarré desprevenido, a nadie se le debe ocurrir entrar a la Muni a turistear. Así y todo, remató con un "Bueno, pasá si querés".

Yo, cual japonesa con la cámara en mano, me mandé. Saqué algunas fotos, el tipo me miraba asombrado. Le pregunté si se podía entrar al Salón Dorado, si estaba abierto. Me dijo "Está cerrado, pero vení, te abro", luego de lo cual me dejó sola para que fotografiara a mis anchas. La peor decepción fue comprobar que el piano de cola que había hace años ya no está. Y que está bastante descuidado. Una pena, porque solía ser hermoso.



Hola, Pablo?

Dardo Rocha, el fundador de la ciudad.




Ahí estaba el piano antes, snif...




Después de esto, ya no quedaba nada para ver por ahí, así que encaré para la salida. A la pasada, justo antes de salir a la calle, escucho al señor que me había abierto la puerta diciendo "Si ya salís, cerrá la puerta!" Porque PUEBLO xD

Retomé la Av. 53 y caminé un poco más.

Vista desde la puerta de la Municipalidad.




No tengo idea qué es este edificio. Nunca le había prestado atención y está a tres cuadras de donde trabajo hace más de ocho años.

Al final, llegué al Pasaje Rodrigo, pero ahí se interrumpió la actividad turística porque me entregué a la actividad compreril :P

La tarde terminó con una pasadita por Charola, que tiene una pastelería in-fer-nal; me llevé unos scons y budín de limón, y me fui a tomar el té a mi casa.

1 comentario:

  1. La primera foto fue la esquina de casa en 2001, cuanto tiempo pasó y cuantas mudanzas...

    El ultimo edificio si no me equivoco es radio provincia. Si le sacás el tránsito infumable La Plata es una de las mejores ciudades del mundo (?)

    ResponderEliminar

Speak now, or forever hold your peace...