12 de octubre de 2016

Carta a Lucía del Futuro

En agosto de este año me fui de vacaciones a Londres. No pienso escribir el relato de mis aventuras allá porque PAJA, pero si son ustedes gente curiosa, en este link pueden ver una extensa selección de fotos del viaje. 

Sí les contaré que la ciudad me voló la cabeza a tal nivel que, aún antes de volver a casa, ya había decidido que mis próximas vacaciones las volveré a pasar allá (y por favor, no empiecen con "Pero otra vez al mismo lado? Con tanto que hay para conocer! Y qué vas a hacer tanto tiempo en Londres???" porque ya estoy medio cansada de escucharlo, y de revolear los ojos hasta el infinito cada vez que alguien me lo dice. Mis vacaciones, mi vida, mi plata, mi decisión. Sí? Joya. Sigamos).

Pese a que todos los años me prometo que voy a empacar de manera eficiente, y pese a que sigo el blog de Alejandrita a ver si me inspiro un poco, siempre me llevo una valija llena de cosas que no uso. Porque me pasa que, de un año a otro, me olvido de lo que sucedió en el último viaje, y me da cosa estar llevándome poca ropa, en fin... así que, aprovechando que todavía tenía todo bien fresquito, y que el año que viene me voy a ir al mismo lugar de viaje, me auto-escribí una carta, que será impresa y dejada adentro de la valija; y así, cuando me disponga a llenarla de pelotudeces, tal vez me frene y no lo haga. Tal vez. No puedo asegurar nada. 

He aquí su texto. Tengan en cuenta que a veces me pinta usar el royal we para referirme a mi persona xD


Estimada Lucía del Futuro:

hace una semana volvimos de las maravillosas vacaciones en LondonBaby, y ya estamos planeando volver el año que viene, por lo cual considero pertinente hacerte llegar este mensaje que te será útil para cuando estés armando la valija. Ya sabés lo que la pelotuda de Lucía del Pasado hizo: se llevó una cantidad ridícula de ropa y demás, que luego tuvo que cargar, y que encima le complicó traer cosas desde allá (a ver, no es que no nos trajimos nada, claro. Pero nos podríamos haber traído más, de contar con el espacio necesario).
Así que, para no repetir burradas, vamos a repasar unos puntos (y te conozco, mascarita; sé que llegado el momento de empacar dudarás de estas cosas que te estoy diciendo, y querrás llevar uno y mil "por las dudas", y cualquier cantidad de remeras te parecerá insuficiente. TRUST ME. DON'T.)
1. Está bien llevar ropa para un clima variable, aunque viajemos en verano; eso ya lo aprendimos en Paris, y por las malas. Ahora bien, llevarse cuatro pares de leggins y dos pares más de medias de lycra es de imbécil. Uno, porque no las vas a usar todas, y dos, porque llegado el rarísimo caso de que necesites TANTA cantidad, lavás, o te comprás allá. Un par de leggins sin pie, y un par con pie, más que suficiente.
2. Las remeras. Oh dior, la puta costumbre que tenemos de llevarnos dos remeras para cada día... no lo hagas. Ni siquiera UNA por día es necesaria, si te estás llevando vestidos, genia. Además, again, te vas a comprar allá. H&M y Uniqlo te proveerán.
3. La ropa que no usás acá (o que usás poco, o que sos reticente a usar), menos que menos la vas a usar de viaje. Vas a querer usar sólo lo que sabés que te queda bien, cómodo, que te gusta y que sale lindo en las fotos xD
4. La respuesta a la pregunta "Me estaré llevando poca ropa?" es NO. No Lulaina. De hecho, te estás llevando demasiada. Dejá de agregar pelotudeces.
5. Nunca, nunca jamás, va a suceder que vuelvas TODAS las noches a cambiarte para volver a salir. De hecho, raramente volverás. Llevarse un outfit para cada día es medio de mamerta, pero llevarse uno para cada noche es de pelotuda olímpica.
6. Snacks: sólo una barrita de cereal para el vuelo. Allá hay snacks, y son más ricos que acá. Stevia? 4 sobrecitos, tope. No te hagas, ya sabés que tomás más Gin & T que té...
7. Maquillaje: no sé por qué insistís en llevarte sombras; no las usás acá, menos las usarás de vacaciones. Corrector de ojeras, BB cream y máscara de pestañas es TODO lo que necesitás. No, el gloss tampoco. LEAVE IT.
8. Ésta es polémica, pero dejá la cámara de fotos, el celu es suficiente. Y el cuaderno de viaje, que jamás usás. Para algo existe Evernote. Y las libretitas. Comprate una allá. Y las pulseras. No lleves pulseras.
9. Llevar muchas bolsitas ziploc. Like, 30/40. Y bubblewrap.


Pueden acotar, hacer sugerencias, y también burlarse de mi nula capacidad de empacar de manera eficiente, porque lo merezco.